ARTICULOS DE OPINION


Revista digital de arte, cultura y opinión en Alicante. En estas páginas no podemos estar ajenos a lo que pasa en España ni en el mundo. Dirigida por el escritor, poeta y pintor Ramón PALMERAL. Los lectores deciden si este blog es bueno a malo, o merece la pena leerlo.

domingo, 10 de marzo de 2013

Hemos perdido la industria

Hoy sale ne "El País" un artículo de Amanda Mars, sobre la pérdida de la industria en España, y la falta de interés en aposatr en ella. Esto lo dije ya hace tiempo en NUEVO IMPULSO, si no producimos, porque hemos perdido la industria jamás podremos tener empleo, si dependemos de los especuladores del mercado BURSATIL, ellos no crean industria sino sÓlo compran y venden, es el sistema judío, vender más caro de lo que se compra. La industria la crean los empresarios, y el sistema de cooprativas, esto es más viejo que el hombre primitivo, se unían en tribus (cooperativas) para cazar el mamut.

Jorge Lasheras, expresidente de Yamaha en España —la planta de la firma japonesa cerró hace dos años—, comparte la sensación: “No se prestó la suficiente atención a los cierres. En un momento de euforia hemos escuchado que el modelo industrial actual estaba periclitado, que debíamos ir a la biotecnología y la nanotecnología… Y esto es cierto, hay que apostar por ello, pero se hizo sin pensar si había base suficiente para entregarse a esa nueva industria y dejar morir a la otra”, apunta. Además, lamenta Lasheras, el cambio “se hizo con clichés de libro, porque la industria tradicional para crecer y ganar competitividad necesariamente debe invertir en innovación”. La industria genera el 45% de la inversión en Investigación y Desarrollo (I+D) en España.
 El economista e historiador Jordi Nadal, una autoridad en el estudio de la industrialización en España, habla de una economía víctima de sí misma: “La industria necesita mucho talento, educación de alto nivel, es difícil, mientras que construir casas requiere muy poca preparación y en cambio generaba muchas plusvalías, así que se invertía en eso y los bancos lo financiaban”.

Leer más en El País. "Adios a la industria española" Amanda Mars