ARTICULOS DE OPINION


Revista digital de arte, cultura y opinión en Alicante. En estas páginas no podemos estar ajenos a lo que pasa en España ni en el mundo. Dirigida por el escritor, poeta y pintor Ramón PALMERAL.

viernes, 17 de junio de 2016

Los que denuncian la corrupción. Don Quijote de los ojos azules.

("Don Quijote de los ojos azules".Fragmento de un óleo 92 X 65 cm.Palmeral)

En los tiempos de  Don Quijote estaban acostumbrados a ver la corrupción entre los gobernantes del siglo XVI. Pero es que hoy en día se hubiera quedado con los ojos llenos de asombro, como esta obra de Don Quijote con los ojos azules.
Esto me hace reflexionar sobre muchos políticos españoles de hoy. Que los ciudadanos ya no podemos aguantar más. Porque todos aquellos que han tenido la oportunidad de gobernar desde los ayuntamientos, pasando por las diputaciones, autonomías y gobiernos centrales han metido, supuestamente, la mano.
Pero es que, los que nunca han «catado» gobierno, esperan entrar en él para seguir el proceso de corrupción. Hasta los de  “Manos limpias” estaban pringados. Los Jefes de la patronal en el trullo. Y el juicio eterno de la Infanta, Urdangarín y su socio. Los Púnica. Los Bárcenas, los ERE de Andalucia.
Los ciudadanos estamos indefensos, lo único que se puede hacer es construir una sociedad con separación de poderes. Pero, ¿ y de los poderes en libertad? cuáles serían los peligros.
Lo que no puede haber son intocables, personas fuera de la Ley, fuera del control de la justicia. Porque sin Derecho no hay libertad.
También hemos de cuidarnos de los falsos profetas y de los imitadores de Jesucristo porque éstos también nos pueden perjudicar. La democracia es un sistema imperfecto de gobierno, pero es el mejor y más razonable que tenemos.
Por otra parte está el control de las libertades y de la seguridad ciudadana, no puede pasar como en Francia en el Europeo de Fútbol que los hinchas rusos, británicos y otros manifestantes por la reforma laborar han hecho de Francia el país más inseguro de mundo, después de México.
La sociedad en que vivimos es libre en extremos irreconciliables, teniendo como fondo el paro, la corrupción política, la pluralidad territorial, y el peligro eminente de las independencias latentes de Cataluña, País Vasco y Galicia. Como sigan así  nos va a quedar un país que nadie lo va a conocer.
Miguel de Cervantes con su Don Quijote quiso denunciar la corrupción de la Iglesia y de los gobiernos de Felipe III y sus validos.  Movió a don Quijote y Sancho, hasta llevarlos a Barcelona, y no le dio un lugar de nacimiento definido, para que todos los pueblos contendiesen diesen por  ahijarlo.
España será lo que quieran los españoles con sus votos del 26 de junio.
Nunca vi a las clases sociales tan separadas: parados, peones, jornaleros, obreros, pobres, ricos, pensionistas, empresarios y banqueros corruptos, y una clase media que ha perdido su poder adquisitivo. A veces lo mejor es la línea ascendente, que los cambios brucos, o el que venga otro y nos arregle la vida.

Yo apuesto por una jubilación segura, por la unidad de España, por la seguridad ante el terrorismo, buenas relaciones internacional, Europa, y el orden social con divdersidad, con libertad pero con cabeza, y sin experimentos.

?Por qué quiere un partido político gobernar,? para arreglar los problemas a la gente,  no es por esto, es porque quieren repartirse los cargos, para mangonear.
Opino que a todos los políticos que ocupen cargos de lata responsabilidad se le debería someter a un análisis de sangre: anticorrupión, antidroga, antiespañolismo y otros vivios.

Por otra parte también quiero añadir el golpe bajo de la política de la amnistía fiscal de Mariano Rajoy para que los que tenían dinero oculto en paraísos fiscales lo regularizarán entre ellos Borbones, Botín, Pujol y otras oligarquías privilegiadas para afloraran su dinero pagando ridículas multas. Los que evaden dinero a la Agencia Tributaria, es un acto que les denigra y un robo indirecto a todos los españoles. So sinvergüenzas.

Ramón Palmeral