ARTICULOS DE OPINION


Revista digital de arte, cultura y opinión en Alicante. En estas páginas no podemos estar ajenos a lo que pasa en España ni en el mundo. Dirigida por el escritor, poeta y pintor Ramón PALMERAL.

lunes, 22 de febrero de 2016

La Guardia Civil ha arrestado a Alfonso Grau, exdirigente del PP por un supuesto delito de cohecho





Alfonso Grau antes de entrar a una sesión del juicio por el Caso Nóos.

Agentes de la Guardia Civil han detenido [al chorizo valenciano] este lunes al que fuera vicealcalde de Valencia Alfonso Grau por un supuesto delito de cohecho, según fuentes cercanas a la investigación. Grau ha sido arrestado en el municipio valenciano de Mislata y todavía no ha sido trasladado a dependencias policiales. La investigación que no tiene que ver con la Operación Taula, como en principio se informó, aunque las diligencias judiciales podrían terminar uniéndose, según otras fuentes.

    La investigación, por la que también se ha producido un registro en la sede de la empresa Viajes Transvía, en Valencia, está en manos del juzgado de instrucción número 19 de Valencia.
    El exvicealcalde de Valencia Alfonso Grau, fue durante años la mano derecha de la anterior alcaldesa de Valencia, Rita Barberá, y en estos días está siendo juzgado también por su implicación en el caso Nóos, lo que precipitó su salida del Consistorio de Valencia a mediados de marzo de 2015, a pocas semanas de la celebración de elecciones municipales.
    "Que cada cual aguante su cruz", dijo a comienzos de este mes al conocerse la imputación de nueve de los 10 concejales que componen el Grupo Popular en el Ayuntamiento de Valencia por un supuesto delito de blanqueo en la Operación Taula. Con esas declaraciones Grau trataba de distanciarse de Rita Barberá, sobre la que sugirió que podría estar al tanto de todo lo que pasaba en el Ayuntamiento. Los investigadores consideran que la exalcaldesa tuvo participación en los presuntos hechos delictivos.

      La causa analiza la presunta financiación ilegal del PP local, provincial y de la Comunidad Valenciana vinculada a un "sistema" que exigió el pago de comisiones, la más habitual del 3%, a cambio de la adjudicación de centenares de adjudicaciones durante más de una década.
Hace menos de una semana, las Cortes Valencianas anunciaron la creación de una comisión especial creada ad hoc para investigar los contratos de la Generalitat con la trama de Taula. La comisión, que desarrollará sus trabajos en seis meses, buscará delimitar las responsabilidades políticas —incluyendo una presunta financiación ilegal—, investigará el funcionamiento de los mecanismos de control interno en esas contrataciones, e intentará aclarar su sobrecoste para las arcas públicas.