ARTICULOS DE OPINION


Revista digital de arte, cultura y opinión en Alicante. En estas páginas no podemos estar ajenos a lo que pasa en España ni en el mundo. Dirigida por el escritor, poeta y pintor Ramón PALMERAL.

sábado, 3 de enero de 2015

El caso del policía muerto Francisco Javier Ortega

     Este caso de agresión a Agente de la Autoridad con resultado de muerte es muy grave, y es el resultado de un descontrol de gobierno con los inmigrantes sin papeles, sin control y sin trabajo. No estoy en contra de los inmigrantes, nosotros también lo fuimos. Sin embargo, nosotros estábamos muy controlados por la autordad de los países en los que trabajabamos.
      La desesperación o locura de un imigrante ilegal, en ningún caso justifica su agresividad, ni su deprimido estado de ánimo en un intento de suicidio. Por ello, el gobierno ha de controlar a estos grupos de inmigrates descontrolados en su mayoría delincuentes para poder sobrevivir, en ciudades cada vez menos seguras.
     El gobierno al igual exige profesionaidad a los agntes de la policía y guardia civil, ha de dotarles de medios legales y materiales para poder ejercer sus funciones con total seguridad física y jurídica.
     Por ellos, desde ya se deben hacer controles de ilegales vagabundos que son potenciales enemigos de la seguridad ciudada. Se están dando casos de "manteros" que agreden a policias locales en las costas mediterraneas, y se están convirtiendo es una especia de intocables, impunes y peligrosos.
    Hacen faltas más policías en vigilancia urbana, más medios y más servicios sociales para control y subsitencia de estas personas que con todo los derechso humanos posibles, estén dentro de la legalidad jurídica, social y laboral.  Por ello se ha de crear centro de control, adaptación y vigilancia. Hablamos de un estado policial, puede que sea necesario.