ARTICULOS DE OPINION


Revista digital de arte, cultura y opinión en Alicante. En estas páginas no podemos estar ajenos a lo que pasa en España ni en el mundo. Dirigida por el escritor, poeta y pintor Ramón PALMERAL. Los lectores deciden si este blog es bueno, malo, o merece la pena leerlo.

miércoles, 7 de agosto de 2013

Envidio a Reinhold Messner más que un pintor a Picasso

Reinhold Messner en octubre de 2009.


Reinhold Messner (17 de septiembre de 1944, Bresanona, Alto Adige / Tirol del Sur, Italia) es un alpinista italiano que se convirtió en la primera persona del mundo en escalar las 14 cumbres de más de 8.000 metros, entre otras hazañas.
En el año 1978, Messner y el austríaco Peter Habeler fueron los primeros en ascender el monte Everest sin botellas de oxígeno. En 1980 Messner repitió el ascenso solo, convirtiéndose en el primer hombre en lograr esta hazaña. La conquista del Nanga Parbat (Pakistán) fue un icono en el mundo de la montaña y en su carrera, al conseguir escalar la "Vertiente Rupal", que con sus aproximados 4500 metros, es la pared vertical más grande del planeta. En un desafortunado y peligroso descenso por otra de las caras de la montaña (Diamir) falleció su hermano Günther, en un hecho que conmocionó al mundo montañista.
También cruzó la Antártida sin ayudas externas. Destaca su faceta como escritor y conferenciante. Entre 1999 y 2004 actuó como miembro del Parlamento Europeo por la Federación de los Verdes de Italia. En la actualidad se mantiene ocupado en diversos negocios relacionados con el montañismo.
Es considerado por muchos como el más grande alpinista de todos los tiempos. En 2010 recibió el Piolet de oro por su trayectoria.

Ilustres amigos;
 Los alemanes se han enterado de que Ángela Merkel la mujer más poderosa del mundo (según la revista Forbes) siente una particular atracción por el embrujo de los Alpes italianos. Cada año, la canciller y su marido se convierten en excursionistas en Solde, un pequeño pueblo ubicado a 1.900 metros de altura, donde durante el año no viven más de 400 personas y en el que el habitante más ilustre y famoso no es otro que Reinhold Messner, el hombre que desafió a la naturaleza escalando montañas de ocho kilómetros sin máscara de oxígeno y cruzando desiertos feroces a pie.