ARTICULOS DE OPINION


Revista digital de arte, cultura y opinión en Alicante. En estas páginas no podemos estar ajenos a lo que pasa en España ni en el mundo. Dirigida por el escritor, poeta y pintor Ramón PALMERAL.

viernes, 24 de mayo de 2013

¿Qué significa estar imputado?

Los imputados son aquellas personas físicas o juridicas sospechas de estar implicadas supuestamenet en uno o varios delitos. Ello no singifica que sean culpables, sino que el juez les cita para interrogarles o pregutarles sobre lo que parece una sospecha para dilucidar su implicación o no en un delito, caso de la Infanta doña Cristina y el Duque Empalmado, citadas por el Juez Castro. Lo que sucede es que los medios de comunicación, y por ende los espectadores hacemos juicios previos, sobre todo cuando son personas conocidas o famosas, y ello podría perjucicar su imagen pública. Por el contrario, cuando uno es absolutamente inocente de una acusación injusta, uno acude al juzgado por propia voluntad, y con un folio es suficiente para aclar el equívoca.
La condición humana ha sido educada a través de los siglos en la propuesta: acción, reación.  Por ello aquellas personas supuestamente culplables de algo, reaccionan ocultándose, se les nota enseguia, sobretodo por la psicología profesional del juez. Luego vendran las pruebas y la sentencia, si es que la hay, e incluso si eres muy poderoso te pude llegar el indulto. La Justicia no es igual para todos.

................Nota de otros blog...............

 Muchas veces ha salido en televisión que un político o un personaje conocido es imputado de algún delito cualquiera. Ayer mismo, por ejemplo, conocíamos la noticia de que el juez instructor del Caso Nóos imputaba a la Infanta Cristina. Bien, la mayor parte de estas veces se alía el estar imputado con ser culpable o provoca que se crea que dicha persona ha cometido dicho delito, o incluso que cuando finalice el proceso penal el imputado acabará condenado. Pues no es así: cuando una persona es imputada lo último que puede significar es que dicha persona vaya a ser condenada, sino que cuando es imputada, se debe a que contra esa persona se dirige un proceso penal. El motivo de este proceso es que a esa persona pasa a considerársela sospechosa de algún delito, que luego puede o no haber cometido. Una vez un sujeto es imputado, deja de ser testigo y empieza a formar parte del proceso, posibilitándose el ejercer una serie de derechos que se comparan con los de un detenido. Volvamos a centrarnos en las causas que pueden provocar que a un sujeto le sea imputado un delito: dentro de un proceso, cuando está en proceso la investigación judicial, de entre todos los implicados puede darse el caso de que ciertos individuos fuera del proceso pueden ser cómplices o incluso coautores, pero en todo caso sin poder ser probados. Es en estos casos cuando el juez puede declararlo imputado, de forma que éste entra a formar parte del proceso y a poseer los derechos anteriormente comentados. Pero también deja de ser considerado testigo, que puede parecer insignificante, pero los testigos están obligados bajo juramento a decir la verdad, con lo que la imputación concedería al individuo la posibilidad de “poder mentir” o dicho de otro modo más sutil podrá no declararse culpable. Y finalmente, algo que provoca aquello que denunciamos en el primer párrafo, sobre el mal uso del término imputado por los medios de comunicación, es el principio que todos conocemos como “Presunción de inocencia”, ya que un imputado simplemente es un sospechoso, que perfectamente puede ser declarado inocente en el caso de que no sea probable el delito que se le imputa. Luego, para concluir, imputado es un individuo que entra dentro de un proceso penal debido a las sospechas de que tenga implicación en la comisión del delito que en dicho proceso se trata.

("Imputados", obra de Palmeral, 50x70 cm.)