ARTICULOS DE OPINION


Revista digital de arte, cultura y opinión en Alicante. En estas páginas no podemos estar ajenos a lo que pasa en España ni en el mundo. Dirigida por el escritor, poeta y pintor Ramón PALMERAL.

domingo, 26 de agosto de 2012

Marca España: el Cristo de Borja



Según las estadisticas de la TVE el caso del Cristo de Borja, el ECCE HOMO o el "ECCEMONO", de Cecilia Giménez, ha aparecido en 160 países, lo cual evidencia como excepcional el choteo que han tenido con nosotros, sin embargo, pienso que deberíamos aprovechar esta publicidad gratuita, y lo digo en serio, adoptanto al Cristo de Borja como Marca de España, no saldrá gratis, y nos conocerán en el mundo por lo que somos: unos chapuceros. Ya tenemos dos marcas: el toro y el Cristo de Borja.
El Cristo de Borja es la verdad de lo que somos en España uno chapuceros desde tiempos imemoriales, desde que nos gastamos el oro y la plata de América en guerras europeas contra los protestantes. En la miseria de la Edad Media surgió una de nuestra palabras exportables a idiomas extrajeros es "pícaro", porque no lo podemos remediar, porque de picaresca está llena nuestra historia literaria.
El Cristo de Cecilia refleja nuestra alma española: cuatro brochazos y un Picasso, nada de siriedad, choteo, cachondeo, cuatros copas y marcha nocturna, economía sumergida, parados, políticos corruptos, ERE en Andalucía, sindicatos subvencionado, chulos, macarras, drogatas, enchufados y recomendados, asesores sin carreras, botellas de anís de Mono, defraudadores a Hacienda, fontaneros al palo, prima de riesgo por la nubes al borde de un rescate disimulado, católicos no practicantes que lloran ante un paso en la Semana Santa, panderetas, trajes de gintana, Virgen del Rocio, tambores de Calanda, nazaremos con el teléfono móvil made in China, los que tiran la cabra desde el campanario, o el Toro de la Vega de Tordesillas.
Por eso tras una análisis sociológico sincero y real, el mundo no nos toma en serio, y nos ven así con pelucas, pantalones de pana y alpargatas blancas, y una montera de torero... Sin embargo, una octogenaria se saca de la manga una obra de arte surrealista de fama mundial.
En fin, que el Cristo de Borja es un espejo, nos guste o no, donde nos vemos replejados lo españoles incluido catalanes y vascos.

Ramón Palmeral


................
La opinión de un experto:

Resumen:
- La acción de la anciana no es una restauración, es repintar sobre un cuadro.
- La "restauración" de la anciana no es una obra de arte porque su intención era restaurar y no hacer una obra de arte.
- La obra de arte es el cuadro del autor original.
- Hay que investigar si se puede salvar el cuadro original cueste lo que cueste.
- Si el pueblo quiere mantener el "circo mediático" que haga una sala de exposición contigua a la iglesia donde se muestre la historia del accidente y de su protagonista.
- La anciana no tiene culpa de nada, intentó restaurar el cuadro y nadie se los impidió realmente.
- Doña Cecilia puede salir de la crisis pintando Cristos en lienzos con su estilo naif. Tendría demanda y se cotizaría. A mi me gustaría tener un cuadro de doña Cecilia, que restauró el "Ecce Homo" de la iglesia de Borja. Seguro que en todo el mundo también habría personas con el mismo deseo.


Miguel Fernández, Licenciado en Bellas Artes.
http://www.pinturaaloleo.es.tl

LEER COMPLETO