ARTICULOS DE OPINION


Revista digital de arte, cultura y opinión en Alicante. En estas páginas no podemos estar ajenos a lo que pasa en España ni en el mundo. Dirigida por el escritor, poeta y pintor Ramón PALMERAL.

miércoles, 22 de agosto de 2012

ECCE HOMO Nacional. Eso de que la bienintencionada restauración se convierte en estrozo, es un decir.



A mí me gusta más el Cristo resultante de la restauración que el original, veamos a ver, si no hubiera estropeado un original, y hubiera pintado uno nuevo, comparando, este me gusta más desde el punto de vista artístico contemporáneo que el original de Elías García Martín. Un Ecce Homo que no aporta nada nuevo a la pintura.
La octogenaria debería dedicarse a la pintura, y después de esta publicidad gratuita, todavía con más razón.
El Cristo de Elías tiene menos valor artístico que el de Cecilia.

Si yo fuera el Concejal de Cultura no lo mandaría restaurar. Por sería estropear una obra de arte contemporánea. PEDIMOS QUE NO BORREN ESTE ECCE HOMO NACIONAL DE Zaragoza.

NOTICIA:
Lo que comenzó siendo un arreglillo espontáneo de una obra de arte en mal estado que decoraba uno de los muros del Santuario de la Misericordia, una pequeña iglesia sita en una hospedería del siglo XVI, propiedad del Hospital Sancti Spíritus, en la localidad de Borja (Zaragoza), ha terminado en un auténtico destrozo que ha provocado el estupor del Ayuntamiento y de sus vecinos.

La artífice del estropicio es, según Juan María de Ojeda, concejal de Cultura del consistorio, una vecina octogenaria Cecilia Giménez (que sabe pintar) que actuó de forma espontánea y “sin pedir permiso a nadie”, aunque “con buena intención”. Cuando se dio cuenta de que “se le había ido de las manos” avisó al responsable del patrimonio cultural del municipio para confesar los daños que había causado.

La autoría de la pintura de Ecce Homo se atribuye a Elías García Martínez, un artista del siglo XIX natural de Requena y profesor de la Escuela de Arte de Zaragoza, cuyos familiares todavía guardan relación con Borja. Dos de sus tres hijos son también artistas, Honorio y Julio García Condoy. El tercero se casó en Borja y se quedó a vivir allí.

El ECCE HOMO DE ZARAGOZA se ha convertido en un icono mediatico mundial gracias a las nuevas tecnologías.Por ello hay que salvarlo.


Pintura, restauración, camisetas, jarras de cerámica, y todo tipo de souvernir se venderán con el tiempo. Has universidades extranjeras se interesarán por el renómeno social. TODOS los personajes famosos querán una imagen con el cuadro. El pintor Palmeral ha hecho ya un dibujo a lápiz.