ARTICULOS DE OPINION


Revista digital de arte, cultura y opinión en Alicante. En estas páginas no podemos estar ajenos a lo que pasa en España ni en el mundo. Dirigida por el escritor, poeta y pintor Ramón PALMERAL. Los lectores deciden si este blog es bueno a malo, o merece la pena leerlo.

domingo, 1 de julio de 2012

El fuego de Valencia es consecuencia del abandono de los montes. De los recortes de la Generalitat Valenciana.



La culpa de este desastre de incendio forestal que no se puede controlar es culpa de la Generalidad Valenciana. Los montes abandonados, los cortafuegos sin limpiar, los Cuerpos de Vigilancia Forestal despedidos, no hay suficiente plantilla de bomberos, ni aviones apagafuegos. Esto se venía venir. En los pueblos había un presupuesto para repoblación forestal, limpieza del montes, torres de vigilancia... Y ahora no los hay nada de eso. La vecinos de los pueblos cuando no hay los jornales acostumbrados para repoblar, limpiar y trabajar en los montes, se sienten tremendamente defraudados y desperados.

...............Noticias.............
Valencia.- Mientras algunos de los afectados lamentan la pérdida de sus casas y bienes, Ecologistas en Acción denuncia el abandono de los montes.

Para diversos puntos de la provincia de Valencia, junio, julio y agosto no son meses: son emboscadas. A veces también septiembre, si es que el calor sigue apretando y tampoco trae consigo un alto el fuego.

Los vecinos de Andilla vieron llegar las llamas rojas y brillantes por la ventana mientras por la televisión contemplaban con pavor el avance de dos focos más que consumían terreno con la rapidez con la que se desliza un peso muerto por un tobogán.

El abandono de los trabajos tradicionales para mantener limpios los entornos rurales justificaban la impotencia de los más de 200 vecinos que se vieron obligados a salir a toda prisa de sus hogares y dejar atrás sus bienes personales para salvar la vida: "El fuego salta carreteras, caminos y arrasa lo que le sale al paso".

Algunos de los afectados no podían contener las lágrimas mientras explicaban a las cámaras que les había dado el tiempo justo para sacar de la casa a sus mujeres e hijos. Otros lamentaban la pérdida irreparable de su modo de vida: "Nos quedamos sin casa, sólo pudimos sacar a los animales". Es un riesgo que asumen las personas que viven a los pies de la montaña.

A los dramáticos testimonios vecinales se suma la denuncia de Ecologistas en Acción, que recuerda que "Andilla es el segundo término en extensión de la provincia de Valencia, el primero en masa forestal de altísimo valor ecológico, pero no cuenta con una brigada permanente forestal en su territorio". "Hace dos años Andilla perdió el camión autobomba que había en el pueblo", añaden.